Search
Tuesday 16 May 2017
  • :
  • :

Thundercats, su paso por el cómic

Cuando los Thundercats fueron cancelados hace algunos ayeres, más de un fanático se quedó con ganas de más; y es que las andanzas de Leon-O y sus fieles secuaces no podían terminar ahí.

Al parecer esa fue la misma idea que tuvieron los ejecutivos de Marvel, que se hicieron con los derechos de esta producción en el año de 1985, y que sacaron en el mismo año un tiraje limitado que duró tres años en el mercado.

 

Derechos Reservados, Marvel Comics, 2011.

 

Esta primera serie da inicio justo donde terminó la serie, y vemos a unos Thundercats intentando recuperar Thundera. Aquí intentan resistir con la misma narrativa utilizada en la serie, esta nueva historia, sin embargo, no tuvo la fuerza que tuvo la original. Parte del arco argumentístico se basaba en Leon-O y sus compañeros intentando reconstruir lo que alguna vez fue Thundera y ahora era catalogado como Nueva Thundera, mientras al mismo tiempo estaban en la misión de contactar con cualquier sobreviviente de la catástrofe que sufrió la Thundera original.

La parte curiosa de esta andanza de los Felinos Cósmicos en Marvel no es sólo el guión, sino más bien la falta de visión de Marvel para sacar sólo cinco números durante tres años que tuvieron los derechos de distribución de la marca.

 

 

Derechos Reservados, DC Comics, 2011.

 

En la segunda serie, esta publicada por WildStorm, perteneciente a DC Comics, tuvo una existencia limitada a sólo cinco números de una calidad gráfica impresionante, y además de eso, tenía una línea argumental mucho más cruda, directa, sexual, y por lo tanto, iba dirigida a un público más adulto. Parte de lo que se intentó con esta serie fue desmitificar a los Thundercats, y alejarlo de golpe de lo que la serie original era y planteaba, o sea pues, pasarla de ser un producto para niños a un material más apto para adultos.

La historia se centra en la reaparición de Leon-O, quien después de pasar un tiempo de entrenamiento en el libro del augurio se da cuenta que han pasado cinco años, y que en su ausencia Mumm-Rah y sus secuaces han hecho de las suyas y Nueva Thundera está bajo su control, los habitantes son esclavos, incluyendo a los Felinos Cósmicos, esta esclavitud fue especialmente traumática y humillante para Cheetara y Felina, esta última siendo convertida en la esclava de Mumm-Rah. Además de que se presenta la muerte de uno de los Thundercats. Durante los siguientes números vemos como Leon-O encabeza una rebelión para rescatar su hogar.

 

Thundercats, por J. Scott Campbell.

Dentro de los datos curiosos de la serie podemos ver que Cheetara tenía un affair bien cimentado con Pantro, y además, encontramos que tanto Felino como Felina son no sólo esclavos de Mumm-Rah, sino además amantes subyugados, un Snarf que está en el límite entre la cordura y la locura total, entre otras bellezas que pueden ir descubriendo al pasar de esta serie limitada.

En la tercera serie que se editó con estos personajes nos encontramos lo que se llamó “Perros de Guerra”, también de cinco números, en ella aparecen una raza de perros antropomorfos, lo contrario de los Thundercats por así decirlo, mezquinos, vengativos, violentos, cuyo poder era tan impresionante que da lugar a una curiosa alianza entre Leon-O y Mumm-Rah. En esta miniserie vemos a Lion-O viejo, supuestamente más sabio e inteligente; además de que aparecen nuevos integrantes para los Thundercats.

Derechos Reservados, DC Comics, 2011.

Además WildStorm saco a la venta dos comics especiales: “Orígenes, Héroes y Villanos” y “Orígenes, Villanos y Héroes” en los cuales se muestran hechos que se supone sucedieron antes de que iniciara la serie, entre ellos cómo Mum-rah obtuvo sus poderes, cómo Cheetara se hizo tan veloz, la creación de la Espada del Augurio, la Historia de Thundera y otras.

Derechos Reservados, DC Comics, 2011.

 

Todo esto, para muchos, significó el olvidarse de la verdadera esencia de los Thundercats, y algunos terminaron repudiando el resultado de estos comics, sin embargo, en mi punto de vista personal, me parece una línea de argumentos realmente interesante y que bien valdría la pena seguir explorando.

Aún así, las reediciones y relanzamientos están a la orden del día, y muy pronto estaremos viendo el regreso de los Thundercats en la pantalla chica (seguramente por medio de Cartoon Network), y con ella podemos ir olvidándonos de que estos comics tengan algún tipo de continuidad con lo que veremos. Una lástima, pero así será.

Derechos Reservados, Cartoon Network, 2011.

Ya en su momento platicaremos sobre el concepto de estos nuevos Thundercats y sus paralelismos con otra mítica serie de dibujos animados, He-Man, que también tuvo su reedición hace algunos años.



Lic. en Comunicación porno-gráfica, le encantan las enchiladas, escribe profesionalmente desde hace 10 años. Dicen que no duerme, nomás vive para leer comics y jugar 360 como poseído. Cree que algún día los zombis caminarán en la Tierra y que los simios serán los amos y señores del Planeta. Le gusta desvariar de: Comics, Videojuegos, Mitología, Deportes. Correo: bmb_bishop@langaria.net


4 thoughts on “Thundercats, su paso por el cómic

  1. Ingenierillo

    La neta muy interesante el artículo, recuerdo haber leido un número de Perros de Guerra donde el contenido era mucho más crudo y serio, tono que bien le habría caído a la serie animada. Por otra parte la nueva edición de la serie parece al menos por ahora una transformación de Los Thundercats en un producto comercial, más que en la adaptación o reimaginación de la historia original. No es algo nuevo para el mundo de las series animadas(como He-Man) sin embargo habrá que ver el empeño que pondrán los guionistas de la nueva versión en entregar una historia que nos atrape como lo hizo la original. Kudos a tu artículo Bishop 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *